5 abr. 2008

El cambio climático amenaza al koala australiano


Mofly y sus amigos podrían convertirse en las siguientes víctimas del calentamiento global, según una nueva investigación publicada el sábado. Los científicos encargados del estudio dijeron que las hojas de eucalipto podrían convertirse en no comestible por el cambio climático. El aumento del dióxido de carbono reduce el nitrógeno y otros nutrientes en las hojas de estos árboles e incrementa el tanino, una toxina natural, según los hallazgos del investigador Ivan Lawler, de la Universidad James Cook.
Al final no quedará ni el apuntador.

No hay comentarios: